Escrito por: Electricidad, Generación, Opinión, Santiago Barcón Palomar

Costos de la energía eléctrica en Alemania y España

energía eléctrica-opinión

Dos países que han apostado por las renovables enfrentan costos crecientes en energía eléctrica. Tendencia afecta a los más necesitados

Ideas con brío
Santiago Barcón Palomar
Especialista en Código de Red.

Cuando inició la Reforma Energética en México se prometieron menores costos de energía eléctrica. Se llegó al extremo de disminuir, artificialmente estos, creando no tan solo una afectación a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) sino que, peor aún, descarriló el incipiente Mercado Eléctrico Mayorista (MEM). Vinieron las tres subastas, con precios por megawatt /hora (MWh) muy bajos e inclusive marcando niveles que sorprendieron a propios y extraños. De ahí se concluyó que los costos de energía eléctrica tenderían a bajar.

España

La realidad es mucho más compleja debido a la operación de un sistema eléctrico de potencia donde, un suministro económico que no sea continuo no puede transformarse en forma directa, en un menor costo al consumidor. En el caso de España, el documento “Precios de la electricidad para hogares en España 2010-2020, semestral” que puede consultarse en esta página aporta detalles interesantes.

Del 2010 al 2020 el costo de la energía, para los que tienen un consumo entre mil y 2 mil 500 KWh al mes pasó en centavos de euro, de 19.78 a 28.97 lo que equivale a un incremento de 46.46%, con una inflación acumulada de 11 por ciento. Para los que van de 2 mil 500 y 5 mil KWh de consumo, el incremento fue menor que donde inició; las cifras en centavos de euros comenzaron en 17.28 para terminar en 22.98, con un incremento total de 32.98 por ciento. Sin embargo, para los grandes consumidores el costo de la energía sí disminuyó en forma importante. Llegó a situarse en 40 euros por MWh.

Alemania

En Alemania, que tiene el precio más alto de la comunidad europea, se paga más de 30 centavos de euro por KWh en las tarifas domésticas. El impacto de la Energiewende, el plan de introducción acelerada de las energías renovables se calcula en una sexta parte del costo total, unos 5 centavos de euro.

Por supuesto, los impuestos causan distorsiones que hacen una comparación precisa difícil. Sin embargo, lo que me parece relevante es el impacto en el bolsillo de los consumidores.

Tarifas

Aunemos las tarifas horarias para el uso doméstico. Desde el punto de vista teórico hacen todo el sentido que cueste más cuando hay mayor demanda. Sin embargo, tomando el caso español, se tienen los siguientes esquemas en tres franjas horarias. La punta, y por ende más cara, de las 10 am a las 2 pm y de 6 pm a 10 pm. Las horas llanas, más económicas de 8 am a 10 am, de 2 pm a 6 pm y de 10 pm a medianoche. Las horas valle abarcan de las 12 am a las 8 am y todo el fin de semana. Sin duda, incentivan un patrón de consumo que ayuda al sistema a aplanar la demanda y diferir inversiones, así como a lograr un consumo más racional de la energía, pero es ampliamente regresivo. Los que menos tienen pagan una parte proporcional mucho mayor, puesto que su flexibilidad de horario es más limitada, así como la capacidad de inversión en sistemas de automatización. No se debe legislar en el salón de clases.

TE PUEDE INTERESARASINTÓTICO

México

En el caso de México hay dos lecciones: la introducción de energías renovables no causa, per se, una disminución directa en el costo, puesto que hay que considerar la operación total del sistema incluyendo la reserva rodante, transmisión, distribución y otros más. Esto viene de la mano con nuestra topología eléctrica, dada la extensión territorial y centros de consumo alejados de la zona de producción; se incrementa el costo y se dificulta la operación. Por supuesto, forman parte de una matriz energética, pero, pensar que podemos operar con solo renovables es una quimera.

Alemania, por ejemplo, requiere de la energía eléctrica de Polonia basada en lignito que es más contaminante que el carbón, para que su sistema pueda operar con una alta penetración de energías renovables.

Tarifas domésticas de alto consumo

La segunda se refiere a las tarifas, la aplicación de éstas no resultaría práctico para los usuarios de bajo consumo. El costo de los medidores es la primera barrera así como el que, el ingreso adicional sería de un monto muy limitado. Sin embargo, para las tarifas domésticas de alto consumo (DAC) podría aplicarse e inclusive actualizar con un pago mínimo a los que cuentan con paneles solares y disfrutan ahora de un respaldo cuasi gratuito de CFE.

Insisto, para finalizar, en lo que he escrito y comentado en centenas de ocasiones, requerimos un sistema eléctrico diversificado con todas las tecnologías disponibles y sin olvidar la carga que representa el precio de la energía a las clases más necesitadas. Los ejercicios econométricos son necesarios tan solo porque muestran opciones; pero, el menor costo no siempre resulta serlo. Un excel o un power point aguantan todo. La realidad es más terca.

TE PUEDE INTERESARCIBERSEGURIDAD: EL PROBLEMA QUE PREFERIMOS NO CONSIDERAR

(Visited 1,146 times, 3 visits today)
Compartir
Close