CFE, una empresa de clase mundial…

Edición 179 digital mensual / Julio 2020

Víctor Luque

Para los que les gusta el fútbol, recordarán que el apodo de la selección mexicana era “los ratones verdes” desde mediados de los 50s hasta principios de los 80s. En los primeros 3 mundiales que participó -1930, 1950 y 1954- usó generalmente camiseta color guinda.

La CFE fue fundada en 1937, teniendo por objeto organizar y dirigir un sistema nacional de generación, transmisión y distribución de energía eléctrica, basado en principios técnicos y económicos, sin propósitos de lucro.

 

A lo largo de los años, la CFE ha sido reconocida como una de las mayores empresas eléctricas del mundo, ha electrificado al 98% de nuestra población, ha contado con técnicos reconocidos a nivel internacional, ha construido grandes obras de infraestructura y ha pasado de ser un organismo público descentralizado a ser una empresa productiva del Estado, teniendo como uno de sus objetivos generar valor y rentabilidad para el estado mexicano como su único accionista.

Más allá de la temporalidad del slogan publicitario “CFE Una empresa de clase mundial” (tiempos políticos y cambios de administración), vale la pena reconocer lo que la CFE ha representado y seguirá representado para nuestro país.

La aspiración de ser reconocida como una empresa de clase mundial es algo que se mantiene vigente partiendo de que (como empresa productiva del Estado) la CFE busca llevar energía eléctrica para todos los mexicanos al menor costo, ofrece mejorar los niveles de servicio a sus usuarios, trata de mantener su infraestructura en óptimas condiciones y brinda al Estado mexicano la posibilidad de pagarle un dividendo en caso de generar utilidades.

Regresando al fútbol, si bien México no ha jugado el famoso “quinto partido” en un Mundial, vale la pena recordar que en 1986 nuestra selección obtuvo el sexto lugar, que de 1994 a 2018 ha calificado de manera consecutiva a los octavos de final en cada una de las últimas 7 Copas del Mundo (solo Brasil y nuestro país lo han conseguido) y que ha obtenido triunfos en la justa mundialista contra vigentes campeones como Francia y Alemania, logrando con estos resultados quitarse el apodo de los ratones verdes.

¿Cómo pasamos de ser el último lugar del Mundial (sucedió en 5 ocasiones) a ser un equipo que constantemente avanza a las fases finales del torneo? Compitiendo contra mejores equipos que nosotros, aprendiendo de ellos y encontrando la forma de mejorar nuestro nivel de juego.

CFE sigue teniendo la oportunidad de convivir, coinvertir, competir y aprender de empresas internacionales que invierten en México. EDF, Iberdrola, ENEL, ATCO, Acciona -solo por mencionar algunas- le brindan a CFE la opción de tener contacto con compañías energéticas que operan en otras partes del mundo.

Con ello, la CFE tiene la posibilidad de mejorar su gestión estratégica, sus procesos operativos y sus modelos financieros tomando las mejores prácticas que le sean aplicables. La disyuntiva actual para CFE como empresa líder del sector eléctrico en nuestro país: ¿mejorar sin tener competidores de calidad o ser mejor compitiendo y aprendiendo de ellos?

*Víctor Luque, socio de Atik Capital, firma de consultoría financiera y banca de inversión.

Víctor Hugo Luque Salcedo

Socio de Atik Capital (firma de consultoría financiera y banca de inversión fundada en 2013)

Experto en financiamiento de proyectos energéticos

Catedrático de Inversiones y Finanzas Corporativas en el ITAM desde 2004

Becario FULBRIGHT / CONACYT (2001-2003) y Becario FUNED / BANXICO (2010)

vluque@atikcapital.com

(Visited 538 times, 6 visits today)