Sustentabilidad Post-COVID

Ing. Adalberto Padilla

Fundador de VIRENTI, firma de consultoría con vocación en las finanzas verdes y practicas corporativas sustentables.

Desde inicio de 2020 todos, en mayor o menor medida, hemos experimentado un fenómeno que en la mente de la mayoría, sonaría como un producto de la ciencia ficción o historias contadas por personas proclives a las ideas de conspiración. Las noticias de una epidemia en China sonaban distantes y no fue hasta que Europa empezó a darnos noticias crudas que tomamos cuenta en nuestra región del tamaño del problema que tendríamos encima. Los impactos, tanto negativos como positivos, aun son difíciles de identificar y cuantificar siendo un problema complejo y multifactorial.

La incertidumbre sobre las causas y los efectos de una enfermedad desconocida y con un alto potencial de contagio nos ha retado como humanidad. El virus no ha podido ser controlado con un remedio tan contundente como lo fue el Oseltamivir en la pasada pandemia de influenza AH1N1, que si bien paralizó un instante los países afectados solo obligó a ajustar algunas medidas por un corto tiempo y un impacto económico acotado.

Este fue un fenómeno con un perfil multifactorial y de alcance global que coincide con el tan mencionado cambio climático. Sin embargo la analogía no es del todo similar y ante ello hemos caído en una falacia de que este cambio climático no existe o es imperceptible. Para ello aplica una fábula conocida como el “síndrome de la rana hervida”. El cambio climático es como irnos calentando poco a poco en una olla de agua que es nuestro planeta, contaminando cómodamente al producir sin estricciones, para llegar a un momento en donde terminemos hervidos por las circunstancias sin casi darnos cuenta. La pandemia fue el equivalente en arrojar a una rana en agua hirviendo, con una capacidad de respuesta prácticamente inmediata que permitió a muchos países reaccionar rápidamente y “brincar” fuera de la olla hirviendo. La rana no salvó las quemaduras pero se salvó.

En este sentido vuelve a tomar relevancia el valioso documento desarrollado por el Papa Francisco, la encíclica “Laudato Si” en donde habla de nuestro planeta como la “casa común”, de cómo estamos interconectados por bien y por mal y que cualquier daño realizado al planeta en lo individual tiene un impacto en el bien común y se nos regresará a nosotros, a nuestra familia y comunidad. No hay daños locales sin efecto global.

Es para reflexionar algunas noticias de que la naturaleza, tímidamente recuperó muchos espacios hace unos meses aun secuestrados por el ser humano. En diferentes medios se documentaron presencia de fauna silvestre en pequeñas ciudades y avistamiento de especies que ya no era usual encontrarse con tanta facilidad. Algunos fenómenos indican una leve recuperación del planeta por el alto que pusieron las economías del mundo.

Ante un fenómeno de salud, social y económico a nivel global, ¿cuales son los aprendizajes de este fenómeno con respecto al cambio climático? Aunque todavía estamos es esa etapa de análisis por el momento se me ocurren 7 lecciones a resaltar:

  1. Si existe compromiso, la humanidad tiene capacidad de reacción a todos los niveles, desde países y organizaciones globales hasta individuos que buscan resolver una situación que pone en riesgo a la humanidad. Con el cambio climático puede suceder lo mismo, apretando el paso entando consiente de que tenemos tiempo pero ya es limitado.
  2. La cura al cambio climático no será tan “sencilla” y de “corto plazo” como encontrar una vacuna o una medicina que remedie. Es por ello que es mejor prevenir desde ahora a revertir el daño. Hasta el momento no tenemos otro planeta a donde ir.
  3. La población se educó en “aplanamiento de curvas”, entonces le costará menos trabajo entender a los científicos y sus acciones recomendadas para disminuir la generación de CO2 y con ello aplanar su curva de GEI emitidos al ambiente y lograr una disminución de la temperatura global.
  4. Estaremos sujetos a una nueva dinámica social y empresarial que cambiará los perfiles de consumo de energía. Las organizaciones aprendieron los beneficios del trabajo remoto y los individuos entendieron la necesidad del distanciamiento social lo que impactará la movilidad. Esto ajustará los perfiles de consumo de electricidad y de combustible para transporte.
  5. Las energías renovables y la eficiencia energética tienen una oportunidad de demostrar que su aplicación, adicionalmente a los beneficios al medio ambiente, permite reducir costos de organizaciones, que son tan necesarios ante una crisis económica.
  6. Es importante estar consciente que esta crisis ocasiona pobreza y ésta incide en un mayor descuido por el cambio climático. Las comunidades en estado de supervivencia se afianzarán de donde puedan, inclusive en los escasos recursos naturales con los que cuentan.
  7. Las iniciativas de reconstrucción de la economía deben de implicar factores de economía verde desde este momento y no caer en la tentación de la recuperación por medio de la energía fósil ante la evidencia de un combustible barato.

Todo lo que nos ha pasado y que evidenció esta pandemia quizás solo sea un “boxeo de sombra” siendo éste solo un entrenamiento de lo que puede venir más adelante. Dejo algunas referencias de lectura interesante sobre el tema.

Referencias

Síndrome de la rana hervida.

https://es.wikipedia.org/wiki/S%C3%ADndrome_de_la_rana_hervida

Coronavirus y cambio climático: por qué la pandemia no es realmente tan buena para el medio ambiente

https://www.bbc.com/mundo/noticias-52596472

Día de la Tierra: también hay que aplanar la curva del cambio climático

https://news.un.org/es/story/2020/04/1473182

Enseñanzas de una pandemia sobre el cambio climático

https://www.forbes.com.mx/ensenanzas-de-una-pandemia-sobre-el-cambio-climatico/

Cambio climático y pandemia, las amenazas que ponen en peligro al planeta

https://www.infobae.com/def/def-medio-ambiente/2020/05/02/cambio-climatico-y-pandemia-las-amenazas-que-ponen-en-peligro-al-planeta/

Encíclica Laudato Si

http://www.vatican.va/content/francesco/en/encyclicals/documents/papa-francesco_20150524_enciclica-laudato-si.html

Ing. Adalberto Padilla

El Ing. Padilla es fundador de VIRENTI, firma de consultoría con vocación en las finanzas verdes y practicas corporativas sustentables.

apadilla@virenti.com.mx

(Visited 83 times, 2 visits today)